Dragon Ball Z Capítulo 76 – Piccoro y Kami Sama reviven con la ayuda de Super Shen Long

En este episodio Porunga ha sido invocado, Dende desea que Yamcha, Ten Shinhan, Chaotz y Piccoro sean revividos, pero hay un problema: Porunga tiene la capacidad de revivir sólo a una persona a la vez. Kaiosama transmite las noticias a los combatientes de su planeta, e inmediatamente se ponen a discutir cuál de ellos debe quedarse. Piccoro exige hablar con Gohan, pero los otros se oponen, creyendo que Piccoro simplemente está exigiendo su pago a Gohan por salvarlo de Nappa. Sin embargo, Piccoro habla con Gohan y le instruye que primero le desee que regrese, ya que al hacerlo, Kamisama y las Bolas de Dragón de la Tierra serán restauradas y podrán ser usadas para revivir a los demás. Para el segundo deseo, Piccoro exige ser teletransportado a Namek para luchar contra Freezer en venganza por su pueblo caído pero Kaiosama se opone. Piccoro se niega a escuchar, a pesar de su anterior “promesa” de no acercarse a Freezer y pide el deseo.

Mientras tanto, Vegeta se despierta repentinamente de su siesta al sentir que Freezer se acerca. Con la esperanza de alejar a Freezer de Goku, que todavía se está recuperando, Vegeta intenta unirse a sus aliados en el exterior, pero ve que el cielo se ha vuelto negro pero el horizonte sigue siendo claro. Al darse cuenta de que Gohan y Krilin han invocado al Dragón a sus espaldas, Vegeta corre furiosamente hacia ellos. Krilin y Gohan lo perciben desde lejos, y rápidamente piden los dos primeros deseos. Desafortunadamente, Porunga envía a Piccoro a un lugar al azar en Namek muy lejos del escenario. Como Dende sugiere usar su último deseo para teletransportar a Piccoro allí con ellos, pero aparece Vegeta, enfurecido por la traición de sus aliados. Mientras se prepara para vengarse, Gohan dice que todavía le queda un deseo.

Freezer ve al Dragón desde lejos y corre hacia él tan rápido como puede. Vegeta exige que Dende le desee una vida inmortal. Dende duda, y Vegeta comienza a maltratarlo en un intento de coaccionarlo para que pida el deseo.

Como dijo Porunga cuando le pidieron a Piccoro que fuera transportado a Namek desde el planeta de Kaiosama, Piccoro está allí, pero muy lejos de la escena principal. Después de que Piccoro ve su planeta natal por primera vez, recupera la concentración. Intenta entonces sentir el ki de Gohan, pero no encuentra nada a ambos lados de él, y se da cuenta de que Porunga simplemente lo envió a un lugar al azar en el planeta. Pese a sentir el ki de Freezer este se va volando a reunirse con sus amigos.

Mientras tanto Dende todavía rechaza la petición de Vegeta y Porunga comienza a quedarse sin paciencia. Vegeta explica que este deseo ya es su única oportunidad de detener a Freezer el tiempo suficiente para que Goku se cure y se una a ellos. Con Freezer acercándose rápidamente, Krilin ordena a regañadientes a Dende que pida el deseo de la inmortalidad de Vegeta. Dende obedece y comienza a pedir el deseo, pero a medida que Vegeta comienza a prosperar, Porunga de repente desaparece y las Bolas de Dragón se convierten en piedra. El Anciano Gurú ha muerto.

Dende informa con lágrimas la noticia a los terrícolas, añadiendo que Vegeta no es inmortal. Enfurecido por perder su oportunidad de alcanzar la inmortalidad, Vegeta se prepara para matar a Gohan y Krilin cuando se detiene, congelado por el miedo. Freezer ha llegado, prometiendo aplastarlos a todos por arruinar sus planes.

Comentarios